GARKA FUNKELL


Según se cuenta en el mundillo periodístico, Matías Garfunkel habría invertido en negocios oficialistas y como muchos que hicieron negocios con el poder, está investigado por lavado de dinero.

Matías es el heredero millonario que se asoció al Magnetto K de SERGIO SZPOLSKI, quien compró el 50 por ciento del multimedios oficialista, la revista XXIII y el canal CN23.

Favorecido por la pauta oficial, y cercano a empresarios de dudosa fortuna olímpica (por el crecimiento tan rápido al calor del estado), ahora Garfunkel escribe artículos con tintura manchada de nula objetividad. Defiende los intereses del poder presidencial y ataca a todo objetivo que critique, denuncie o publique, la corrupción estatal.

Matías Garfunkel observa con un solo ojo la realidad periodística del país, de esa manera multiplica sus beneficios económicos en las empresas que participa.

En la página del oficialista TIEMPO ARGENTINO se puede leer una síntesis de “sus artículos de opinión”.

Las columnas periodísticas en TA están escritas para defender “los embates de los medios y la oposición al gobierno nacional”.

El gobierno crea medios afines al poder, no para incentivar la libertad de expresión, sino para contrarrestar lo que el KIRCHNERISMO sostiene son los ataques de la cadena del desanimo y el descreimiento.

Cuando un medio nace para criticar “opositores”, empresas periodísticas o simplemente laburantes de prensa, eso simplemente es folletería barata. PROPAGANDA POLITICA.

ARTÍCULO DEL VIEJO BLOG PUBLICADO 13 DE AGOSTO DE 2012

Deja un comentario