Severo denunció “un grupo de paramilitares que aprietan y lastiman a compañeros”


 

“Es un grupo de barrabravas que llegó a distintos lugares de los ferrocarriles, no hace más de cuatro años. Son paramilitares que aprietan y lastiman a los compañeros y a la gente. Son como pirañas”,.

El hombre aseveró que estos grupos “actúan así porque fueron preparados para eso” y que su situación fue “más bien política . “Lo sabe todo el mundo. Hay un polígono de tiro en Constitución. Fue tapado porque alguien les avisó que venía Gendarmería”.
“Hace tres años que hablo de la patota ferroviaria. Creo que no nos dieron la posibilidad de que en ningún momento preguntarnos qué está sucediendo”,
“Los ferroviarios se miran uno con otro con miedo. Un día hubo 50 personas armadas. Eramos banda contra banda. Nos tirotearon el auto y nos salvamos”, indicó.
“Quiero vivir en libertad. Muchos están siendo patoteados. Por eso hay que parar esto. Yo ofrezco mi vida, para pacificar esta locura”, remarcó.

Una duda severa ¿Qué pasó con Alfonso?


La justicia debe ser implacable. Pero en un país donde todo se confunde y se manipula según al paladar kirchnerista, MUCHOS TENEMOS RAZONES PARA DUDAR.

Saber nada más que la verdad, ya.

Querido lector, cierre los ojos por un instante y piense cuantas veces en la historia reciente del país, lo que parecía 2 + 2= a 4, resultó ser 5, 10 o 20.
Entonces ¿No tenemos derecho a dudar?

El dolor de la argentina reciente.