La concejala desempleada

Claudia Sanabria ocupa una banca por el FPV en el Consejo Deliberante de Concordia, sin embargo siguió cobrando el Plan Argentina Trabaja.

En Concordia pocos conocen su trayectoria política: sin una carrera de militancia reconocida, ni atributos oratorios dignos de ser destacados, su paso por el Movimiento Evita local sucedió sin pena ni gloria. En sus horas de militancia, Claudia Sanabria cobraba $1200 pesos en concepto del plan social Programa Ingreso Social Argentina Trabaja, cuando todavía no ocupaba una banca en el Honorable Consejo Deliberante de la localidad entrerriana.

Durante las últimas elecciones locales, un auspicioso lugar en la lista de candidatos municipales oficialistas, supo colocarla el 10 de diciembre, como parte del bloque mayoritario integrado por otros diez legisladores del FPV, quedando inaugurada su incipiente carrera como funcionaria pública. La militante que, hasta ese momento, era tímidamente conocida por su presencia en algunos actos peronistas, fue presentada como una candidata que venía a “oxigenar”, junto a otros dirigentes jóvenes, la política local. Algunos representantes del Consejo, como Alberto Zadoyco del Frente Entrerriano Federal, vivieron con desconcierto esa asunción: “La verdad desconozco la trayectoria política de ella. La conozco, en mi caso personal, porque terminamos el secundario juntos, la conozco en el ámbito estudiantil pero no en el político. Me sorprendió mucho cuando vi su nombre en la lista de concejales”.

Sin embargo, en esta oportunidad, otro fue el motivo de la polémica. Según fuentes periodísticas, Sanabria continuó como beneficiaria del plan social que percibía cuando estaba desempleada. El Diario Río Uruguay informó hoy que la edil “aparece todavía en el listado de personas que cumplen tareas en una de las cooperativas de trabajadores que en Concordia se dedican a las más diversas, tareas como por ejemplo la construcción de veredas, reparaciones de escuelas, y tareas de limpieza en diversos edificios públicos”. Por otra parte, según el informe al que tuvo acceso este medio, Sanabria habría tenido una asistencia perfecta a su puesto de trabajo, gracias a lo cual cobró la totalidad del plan.

Aún sumando todos los incentivos, la cuota del Argentina Trabaja no llega a superar el salario mínimo, ¿será por eso que la misma Sanabria apoyó la semana pasada un aumento del 50% en la dieta de los concejales?

El bloque de Claudia sostuvo en declaraciones públicas que su concejal había presentando la renuncia a sus tareas cooperativistas el 3 de diciembre pasado, sin embargo, el documento de ANSES que enumera los beneficiarios certifica que el plan fue cobrado durante los meses de enero y febrero. La oposición aún espera un comunicado oficial para determinar los próximos pasos a seguir y aunque todavía no se ha pensado la posibilidad de dimisión, de ratificarse la información, será objeto de debate.

Comments

  1. Diego says:

    Es increíble que se lo considere como”objeto de debate” En un país normal este engendro dería eyectada de su puesto inmediatamente y acusada por la justicia, pero no, acá sería “obketo de debate”… Asi estamos…